La reescritura de URL es uno de los tres mecanismos que integran el servicio de ATP.


La reescritura de URL es la responsable de detectar posibles contenidos dañinos en los URLs de los correos entrantes. Para ello, el mecanismo reescribirá cualquier URL identificable en el correo de manera tal que cualquier URL abierta sea redirigida al filtro ATP, el cual actuará como un web proxy escaneando el contenido de la página web antes de permitir al usuario accesar a la misma.


Comportamiento

Debido a la reescritura del URL el destinatario notará algunos cambios:

  • El URL del email cambiará


El mecanismo reescribirá el URL de manera tal que el filtro ATP actuará como un web proxy. La estructura del URL será:


atpscan.global.hornetsecurity.com + terminación genérica


  • Cuando se abre la página web desde el URL contenido en el email, el destinatario verá el banner ATP de Hornetsecurity.


Si desea restablecer el críptico URL a su versión original, puede utilizar el decodificador de URL.


Excepciones

Bajo las siguientes circunstancias la reescritura de URL no funcionará de la manera esperada:

  • Emails firmados/cifrados: la reescritura del URL afectaría la integridad del correo
  • Uso del decodificador de URL: si la página web no es abierta desde el URL genérico, el servicio de ATP no podrá fungir de web proxy


Configuración

La reescritura de URL, así como el filtro de ataques dirigidos, tendrán que ser habilitados  a través de nuestro servicio de soporte al cliente. La habilitación del filtro ATP a través del panel de control no será suficiente.


Para minimizar el riesgo de falsos positivos, le recomendamos dar una lista con los dominios válidos al departamento de atención al cliente, para que sean añadidos a una lista blanca. Tales dominios podrían ser -por ejemplo- cualquier domino interno, para no correr el riesgo de posibles contenidos maliciosos.